Portada » Dietas » Dieta de la limonada y sus beneficios
Dietas

Dieta de la limonada y sus beneficios

Conoce los grandes aportes beneficiosos de la dieta de la limonada y lo efectiva que resulta a la hora de adelgazar. El poder del limón como desintoxicante y depurador también contribuye con el poder de reducir y eliminar la grasa corporal.

la dieta del limón

Cómo tomarlo. Esta limonada debe tomarse entre 7 y 10 días como mínimo para ser efectivo, y requiere una pre dieta y una post dieta a base de pan integral, caldo de verduras, naranja, arroz integral, ensalada de frutas y frutas. Durante este tiempo hay que eliminar las carnes, huevo, leche, bebidas alcohólicas o excitantes, harinas y tabaco.

El primer día de pre dieta hay que beber medio litro de sirope, el segundo tres cuartos de litro, y el tercero un litro; en la post dieta hay que hacerlo en sentido inverso. Durante los 7-10 días que dure la depuración sólo debemos tomar el sirope. Están permitidas el agua y las infusiones, excepto el té, el café y la leche.

Durante los tres primeros días el cuerpo se alimenta a base de reservas almacenadas en forma de glucógeno (azúcar simple), sobre todo en la sangre y el hígado, que es fácilmente digerible. Por lo tanto, una cura debería durar más de tres días, ya que es a partir de ese momento cuando el organismo empieza a eliminar toxinas y a reducir las reservas de grasas almacenadas.
Si haces deporte o esfuerzos físicos intensos durante la cura es recomendable aumentar la dosis de sirope, disminuyendo en esa proporción el agua.

Leer
La importancia de la motivación para hacer dietas

bajar la panza

Efectos secundarios. Los primeros días pueden presentarse ligeras cefaleas y náuseas debido a la expulsión de toxinas (crisis curativa), que no tienen ningún peligro y desaparecerán. Si no es así, consulta al experto que te supervisa. También es normal que notes mal aliento debido a la formación de cuerpos cetónicos.
No la hagas si. Padeces diabetes, hipertensión o depresión, si estás embarazada o dando el pecho. Los niños tampoco deben hacerla.

Fuente: mujer.terra.es

Comentarios