11 razones por las que necesitamos magnesio: beneficios y efectos

Aprovecha los beneficios del magnesio

El magnesio es el cuarto mineral más abundante en el cuerpo humano y está involucrado en más de 300 funciones bioquímicas. Alrededor del 60% del magnesio se encuentra en los huesos, mientras que el resto está en los músculos, tejidos blandos y fluidos como la sangre.

Una de las funciones principales del magnesio es actuar como un cofactor o “molécula auxiliar” en las reacciones bioquímicas que las enzimas realizan continuamente.

El magnesio es importante contra padecimientos como la osteoporosis, el estreñimiento y el asma, además de que mejora la salud de los nervios, músculos y huesos y ayuda con la síntesis de proteínas y el metabolismo celular.

Los síntomas comunes de la deficiencia de magnesio incluyen dolor de cuello y espalda, ansiedad, cansancio, ataques de migraña, debilidad muscular y espasmos musculares, pérdida de apetito, vómitos, náuseas, insomnio, arritmias cardíacas, y diarrea.

Un síntoma muy común de la deficiencia de magnesio es el antojo de cacao crudo o chocolate negro, ya que el chocolate es rico en este mineral esencial. Una deficiencia de este puede ser una causa significativa de la diabetes, depresión y síntomas menopáusicos.

Beneficios del magnesio

A continuación, listamos algunos beneficios y efectos importantes del magnesio

1. Aumenta el rendimiento

Dependiendo de la intensidad con que hagamos una actividad física, podemos necesitar un 10-20% más de magnesio durante esta, en comparación con el estado de reposo.

El magnesio ayuda a transportar el azúcar en la sangre a los músculos, y a eliminar el ácido láctico que se acumula en éstos durante el ejercicio y que causa dolor.

Por otro lado, también ayuda a mejorar la cantidad de tiempo que se hacen ciertas actividades, como correr, ciclismo, y natación, y reduce los niveles de insulina y hormona del estrés.

2. Proporciona más energía

El magnesio ayuda a aumentar la producción de energía en el cuerpo y promueve la activación de enzimas. Este activa el trifosfato de adenosina (ATP) y, por lo tanto, aumenta nuestros niveles de energía. Tener muy pocas cantidades de magnesio en nuestro organismo significa que nos cansaremos más rápido y necesitaremos más oxígeno durante el ejercicio.

3. Ayuda contra el estreñimiento

El magnesio ayuda a relajar los músculos del tracto digestivo. Este nutriente que es soluble en agua relaja los músculos del intestino y facilita los movimientos intestinales.

4. Promueve un embarazo saludable

El magnesio es uno de los nutrientes más importantes para tener embarazo saludable, ya que reduce el riesgo de desarrollar osteoporosis, normaliza la presión arterial y aumenta la tolerancia al dolor durante el parto. Además, el magnesio es una manera fácil de evitar calambres peligrosos en el embarazo.

5. Mejora la salud del sueño

El magnesio tiene un efecto calmante, ayuda a relajar la mente y hace que sea más fácil conciliar el sueño. También aumenta la producción de melatonina, reduce las cantidades de hormona del estrés (cortisol) y permite que tengas un sueño reparador.

6. Ayuda a tener huesos sanos

Las cantidades de magnesio en el organismo están directamente relacionadas con nuestra densidad ósea. Tener bajos niveles de este mineral en el cuerpo puede ser una causa de osteoporosis. Este ayuda a regular los niveles de calcio y debe consumirse sobre todo durante los períodos de crecimiento.

7. Es muy bueno para el sistema nervioso

En conjunto con otros electrolitos, el magnesio regula varias reacciones bioquímicas en el cuerpo. Este mejora el transporte de iones de calcio y potasio a través de las membranas celulares, lo que mejora la conducción de los impulsos nerviosos, contracciones musculares y el ritmo cardíaco.

El magnesio en combinación con el calcio mejora el desarrollo estructural de los huesos, y es realmente necesario para la síntesis del ADN y el antioxidante glutatión.

8. Magnesio para tener un corazón saludable

El magnesio es muy importante para la salud del corazón. El corazón almacena grandes cantidades de magnesio, sobre todo en el ventrículo izquierdo. Este magnesio trabaja junto con el calcio para disminuir la presión arterial y prevenir la hipertensión.

Tener una presión arterial alta es una de las principales razones por las que puede ocurrir un ataque cardíaco. Cuando no hay un equilibrio adecuado de magnesio con otros minerales como el calcio, puede ocurrir un ataque cardíaco debido a espasmos musculares severos.

9. Funciona para combatir los dolores de cabeza por migraña

El magnesio reduce la gravedad de los ataques de migraña y la frecuencia con que ocurren, ya que está involucrado en la función de los neurotransmisores y la circulación sanguínea. El magnesio ayuda a controlar los dolores de cabeza por migraña al liberar hormonas para aliviar el dolor y prevenir el estrechamiento de los vasos sanguíneos que aumentan la presión arterial.

10. Mejora la producción de colágeno

El magnesio mejora la producción de colágeno, que es una proteína natural que se encuentra en tejidos como los tendones, ligamentos, vasos sanguíneos, y la piel. A su vez, esta proteína mejora la salud de la piel y el cabello, reduce el dolor en las articulaciones, promueve la salud intestinal, mejora el metabolismo y aumenta la masa muscular.

11. Mejora la absorción de minerales

El magnesio mejora la absorción de vitaminas y minerales como el sodio, calcio, potasio y fósforo en el intestino delgado. También ayuda a activar la vitamina D almacenada en el cuerpo, que no tiene ninguna función en su forma inactiva.

Fuentes importantes de magnesio

Los alimentos que son ricos en magnesio incluyen almendras, anacardos, aguacates, plátanos, brócoli, espinacas, granos integrales, tomates, habas, alcachofas, batatas, trigo sarraceno, semillas de calabaza, maní, cebada y cacao crudo.

Recuerda que siempre es mejor recibir el magnesio a través de alimentos saludables, y no de suplementos. sin embargo, existen algunas opciones en suplementos que pueden ser muy útiles, como por ejemplo el cloruro de magnesio o el treonato de magnesio.