3 consejos para mantener una dieta saludable para niños

Dieta para que los niños coman sano

Acostumbrar a los pequeños, desde los primeros años de vida, a los sabores de los vegetales es esencial para un buen crecimiento.

Es bien sabido que comer muchas verduras es importante para una dieta sana y equilibrada. Nuestra dieta debe estar representada por los llamados “productos de la tierra“, como las frutas, las legumbres y los vegetales, ya que proporcionan muchas propiedades nutricionales y ayudan a prevenir ciertas enfermedades como la diabetes, la obesidad y las enfermedades cardiovasculares. Los más pequeños también deben comer sano para un desarrollo óptimo y saludable.

Sin embargo, a los niños les encanta comer, pero todo eso no es saludable: dulces empacados, helados, dulces, perritos calientes, papas fritas, hamburguesas y mucho más, y allí es donde entra nuestra labor como padres para enseñarles hábitos dentro de la dieta saludable, que terminen siendo un juego para los niños.

Consejos para que los niños coman sano

En esta oportunidad, te traemos algunos consejos para mantener una dieta  saludable con los niños:

1. Enséñales sobre los buenos hábitos alimenticios

Explicar en palabras sencillas lo que significa una alimentación saludable: basta con explicarles sin importar la edad de los niños los beneficios que les traerá a su vida mantener una alimentación sana y saludable.

Los niños son unas esponjas que absorben muy fácilmente lo que se les explica, así que con el tema relacionado a la alimentación es muy común que se presenten palabras y términos que no sean muy fáciles de explicar a ellos, por los tecnicismos que esto acarrea, así que hablar con ellos de una manera más sencilla como decirles que comer sano les ayudará a ser más felices, ser más rápidos al correr, que les ayudará a crecer mucho más y más rápido, ese tipo de explicaciones ellos las asimilaran de una muy buena manera.

Esto puede motivarlos a comer con el fin de conseguir esos propósitos.

2. Darles el ejemplo

Predicar con el ejemplo: de nada vale enseñarles a tus hijos sobre la buena alimentación y aconsejarles a que tengan hábitos saludables si tú no lo haces. Practica ejercicios o actividades al aire libre con ellos, cocina junto con ellos comidas sanas. Hazlos que participen en la cocina cuando realices recetas saludables, sobre todo coloridas con frutas y verduras.

3. Ser creativo

Es indispensable la creatividad al momento de presentarle ciertos alimentos que a la vista no pueden resultar muy atractivos a los niños. Busca en el internet ideas, hay miles para prepara platillos decorados o atractivos para niños, usando vegetales y alimentos saludables.

Consejos final: si deseas que tu hijo coma más frutas y verduras, debes dar el ejemplo correcto. Cuando se sienten para almorzar o cenar, es importante que tu hijo te vea comiendo vegetales. Después de todo, los niños aprenden observando lo que hacen los adultos actuando en consecuencia.