Dieta de la manzana para desintoxicar el cuerpo

La dieta de la manzana

Las manzanas estimulan la quema de grasas y el metabolismo. En resumen, los que comen manzanas ahorran alrededor de 200 kcal por comida. Conoce más sobre la dieta de la manzana.

La dieta de la manzana, que no solo hará que pierdas el peso que quizás te esté sobrando, sino que te ayudará a eliminar toxinas.

¿Por qué una dieta de manzana?

Un proverbio en inglés dice: “Una manzana al día mantiene alejado al médico“. Y si comes dos manzanas al día, no solo te mantienes saludable, sino que también alcanzas fácilmente el peso deseado. Esto debido a que las manzanas reducen el apetito tanto que terminas comiendo alrededor de 200 kcal menos por comida.

En un lenguaje sencillo, eso significa: puedes comer menos y aún así sentirás que estás lleno. Debido a que el alto contenido de fibra disminuye el aumento de azúcar en la sangre, se quema más y más grasa. La pectina de fibra garantiza que los alimentos permanezcan más tiempo en el tracto digestivo, por lo tanto, permaneces satisfecho por más tiempo. Las sustancias vitales también estimulan el metabolismo para alcanzar el máximo rendimiento.

¿Cómo ayudan a adelgazar las manzanas?

En la siguiente lista puedes ver los efectos de cada sustancia presente en la manzana, que la convierten en una excelente opción para desintoxicar el organismo y conseguir el peso ideal.

Pectina La fibra se hincha en el tracto digestivo y se satura de forma duradera. Beber mucho apoya este efecto.
Potasio El exceso de agua corporal puede causar un peso innecesario. El potasio ayuda a eliminarla.
Vitamina c El cuerpo necesita vitamina C para producir la norepinefrina, que es importante para la pérdida de grasa.
Polifenoles Los fitoquímicos no solo protegen el corazón y los vasos sanguíneos, sino que también estimulan la digestión.
Magnesio Este importante mineral es compatible con el metabolismo de las grasas y los carbohidratos, por lo que es mejor perder peso.
Vitaminas del complejo B Ayuda al organismo a lidiar mejor con el estrés. Cuanto menos estrés, mejor funciona la pérdida de grasa.

Dieta de la manzana por 5 días

Este es un ejemplo de dieta con solo un propósito informativo, no pretende ser sustituto de la asesoría profesional, y es aconsejable seguir un plan de alimentación orientado con un nutricionista antes de realizar cambios abruptos en la alimentación.

  • Día 1:
    • Come manzanas a lo largo de todo el día, pero no olvides acompañarlas con bastante agua.
  • Día 2:
    • Desayuno: 2 Manzanas.
    • Almuerzo: Tu ensalada verde favorita con trocitos de manzana (olvida el aderezo).
    • Cena: 2 Manzanas.
  • Día 3:
    • Desayuno: 1 Manzana, un trozo de pan integral y un poco de tu jamón preferido.
    • Almuerzo: De nuevo tu ensalada verde favorita con manzana, pero agrégale zanahoria esta vez.
    • Cena: 2 Manzanas.
  • Día 4:
    • Desayuno: 1 Manzana, acompañada de un par de rebanadas de pan integral y queso bajo en grasas.
    • Almuerzo: Prepara una rica ensalada de vegetales al vapor (deja de lado la papa) y acompáñala con un filete de tu pescado favorito (a la plancha).
    • Cena: 1 Manzana con una taza de yogurt bajo en calorías.
  • Día 5:
    • Desayuno: 1 Manzana, una tortilla de huevo con espinacas y un trozo de pan integral.
    • Almuerzo: Igual al día 4, solo cambia el pescado por una porción de carne magra.
    • Cena: 2 Manzanas.

Luego del quinto día… ¿qué hago?

Sin dudas ésta es una gran pregunta, por eso debo decirte que la mejor recomendación que te puedo dar es que mantengas una dieta sana y equilibrada, no puedes abusar de esos alimentos que son perjudiciales para ti. Evita los alimentos preparados con demasiada grasa, opta siempre que puedas por maneras de cocinar saludables, haz de tu plancha de cocina tu mejor amiga.

Ten en cuenta que no todo es ventaja en la dieta

Si bien esta fabulosa dieta te ayudará a perder peso y a purificar tu cuerpo de forma rápida, tienes que tener en cuenta los posibles efectos secundarios, a continuación te diré cuales son a los que debes prestar más atención:

  • El consumo de calorías resulta bastante bajo, por eso puedes sentir mareos o peor aún sufrir severos dolores de cabeza, nerviosismo e incluso irritabilidad. Si los síntomas que experimentas son muy fuertes, suprime el régimen.
  • Posibilidad de sufrir acidez gástrica aguda, motivada al alto consumo de manzanas, éste se puede prevenir consumiendo protectores gástricos antes de cada comida. Sin embargo, si padeces de enfermedades estomacales, como gastritis, consulta a tu nutricionista antes de empezar la dieta de la manzana.

Por último, las dietas suelen arrojar buenos resultados en poco tiempo, pero si quieres que estos sean duraderos anímate a realizar ejercicios continuamente.

5.0
06