Mermelada con plátano y jengibre para tu dieta

Esta receta para preparar una deliciosa mermelada casera, aporta energía sin adquirir calorías extras, ideal para incluirla en tu dieta.

mermelada con plátano y jengibre

Seguir una dieta o tratar de crearse hábitos alimenticios saludables para evitar un aumento de peso o simplemente para estar más sano, por lo general implica dejar de lado algunos antojos potencialmente dañinos como es una mermelada.

Sin embargo, con la Mermelada de Plátano y Jengibre puedes comer las cantidades que te provoquen porque es libre de gluten, azúcar, conservantes y añadidos dañinos, recomendada para quienes están sometidos a regímenes de adelgazamiento.

El plátano, por su parte, es una fuente significativa de vitaminas, minerales, fibra, antioxidantes, muy saludables para el organismo.

¿Cómo preparar la mermelada?

Ingredientes

  • 3 plátanos maduros medianos.
  • 2 cm de raíz de jengibre fresco.
  • 1 naranja con cáscara.
  • El jugo de ½ limón.
  • ¼ de cucharadita de canela molida (1,2 g).
  • ¼ de cucharadita extracto de vainilla (1,2 g).
  • 2 cucharaditas de miel (15 g).
  • 1 pizca de nuez moscada.

Preparación

  • Pela y tritura los tres plátanos maduros. Ralla el jengibre (a menos que lo hayas conseguido en polvo, que también es válido para la receta).
  • Incorpora todos los ingredientes en una sartén, agregando el jugo y la ralladura de la cáscara de naranja.
  • Revuelve bien. Seguidamente agrega el jugo de limón, el extracto de vainilla, la canela y la nuez moscada. Seguir revolviendo.
  • Añade la miel y calienta a fuego lento hasta que se haya disuelto toda la miel por completo.
  • Deja cocer todo por unos 15 minutos, o hasta que adquiera la consistencia deseada. Debes respetar el tiempo de cocción, pues si se deja demasiado en el fuego los plátanos se oscurecen. Por el contrario, si sacas la preparación del fuego antes de lo debido, la mermelada no quedará bien.
  • Cuando esté listo, vierte el producto en un frasco con tapa y almacénalo en la nevera hasta por dos semanas.

Es ideal para untar tostadas, bollos y otros alimentos de tu desayuno o merienda.

Vota esta publicación